3 mar. 2014

Fuego

Y mi alma se prende. Arde como un trozo de leña, como la madera seca que se amontona a un lado. Siempre esta ahí, pero es cuando aparece, cuando realmente las chispas vuelven a saltar, las llamas vuelven a vivir y la ira se apodera, una vez más, de mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Tienes algunda duda?¿Quieres dar tu opinión? ¡Deja tu comentario! No muerdo ;)